San Silvestre Vallecana 18

Mi primer 10k “oficial”

Quedaron muy atrás mis años donde practicaba atletismo a diario, tras la lesión que sufrí al caer al suelo en una prueba de salto de altura, mis sueños de seguir estudiando en el centro de iniciación técnica deportiva se fueron al garete.

Tras años sin practicar deporte, el volver a él era como reencontrarse, pero intentar correr era una odisea, al principio no era capaz de correr más de 3km sin sentir dolor, con lo que hasta que me encontré con el ciclismo no me sentí realizada, ojalá me hubiese topado con él antes, hablar del ciclismo es muy genérico, y no hablo de ciclismo a nivel competición, hablo de ciclismo de carretera, del cicloturismo,

Él me devolvió la vida..

Mientras disfrutaba de mi trabajo, mientras seguía formándome como instructora y entrenadora, aplicando lo aprendido para fortalecer mis puntos débiles, seguía intentando salir a “correr”, pero nada, más de 3km me dejaban “tocada” durante días, y teniendo en cuenta que en los últimos 10 años mi trabajo dependía de “mi cuerpo” pues..

Que si trabajo específico para fortalecer aquí, que si la “biomecánica del running” que si plantillas, volvimos a intentarlo.

Si, menos molestias, aguantaban 4, 5km pero tras más de 5km, volvíamos con lo mismo, así que, carreras benéficas populares o San Silvestres de máximo 5km y muy de cuando en cuando.

Con eso me conformaba y seguía a lo mío con las dos ruedas.

La Cabra tira para el monte

Pasa el tiempo, y veo a todos esos runners prepararse esas pruebas donde buscan un mejor tiempo.. al igual que hago yo cuando me preparo una marcha o una carrera de etapas, sintiendo eso que siento en la bici, eso que sentía cuando me tocaba correr, “Libertad”, “ Felicidad” eso lo sienten cuando salen y se hacen 20, 25, 30km para prepararse su maratón o para prepararse su triatlón de larga distancia.

Al final estamos en el mismo barco, cada uno con su pasión trabajando duro para cumplir sus sueños.

Así que un día les digo a mis amigas, algun día me pondré a correr y haré un 10k con vosotras… a lo que ellas se lo graban a fuego.. y no pierden oportunidad de recordármelo continuamente..

Llegó el día en que lo dije

Así que aquí comienza mi preparación para ese, mi primer 10k..

“La San Silvestre Vallecana” es la elegida.

31D ¿acabar el año con un reto? Un año duro a nivel personal, un año lleno de cambios, que si la mudanza, que si el trabajo nuevo, el nuevo proyecto en marcha, en plena vorágine de un periodo jodido a nivel personal, si, con todo eso me planteo ese reto.

Un reto pequeño para muchos pero un mundo para mi..

Le escribo a Jose; jefe puedes méteme entrenos de correr para los días de lluvia ya que quiero “intentar” y digo “intentar” hacer la Sansi Vallecana..

En un par de días entro en mi TrainingPeaks y veo 8 semanas de entrenos de “running” ay dios! Me pongo las manos a la cabeza y me entra la risa tonta, pero.. ¡Vamos! Si aguanto estos entrenos me hago la Sansi y lo que me echen! Me digo con ese miedo en el cuerpo.

Pues a ello que voy! Toca entrenar duro y estoy con muchas ganas, quizás necesitaba eso para encontrarme mejor a nivel emocional.

20’ es el primer entreno, guay, al día siguiente no me duele na.. “raro” pero me gusta.

Y así vamos avanzando, combinado con la bici, entrenos funcionales, de fuerza y mis clases (que menos mal que ahora tengo pocas)

Llega el día que veo 4000×3- 5’ recuperación 🤦🏼‍♀️ ay madre!! 12km??

Jajajaja esa risa de; ¿y como lo haré?

Como puede ser ya 12km, ahí rumiando con mi miedo, mi amiga Marta me dice, Rubi yo te acompaño y así se te hace más ameno..

Emepzamos y me encuentro genial y más teniéndola a ella a mi lado, todo va genial hasta en el km 10, me entra un falto horroroso que por más que intente bajar el ritmo o controlarlo hacen que en el km 11.300 me tenga que parar.

Paro el entreno y la verdad que me siento desmotivada, porque aunque haya hecho casi todo y tal cual me marcaba me sentía mal al no haber completado por esos 700mt.

Llega la noche y me empiezo a sentir mal, dolor en la parte externa de las rodillas, en las caderas y lumbares. 🤦🏼‍♀️ ay no! Por favor, que se pase, me digo, una y otra vez, jueves descanso aunque me tocaban dos horas de bici, y viernes tras mis dos clases de primera hora en vez de hacer el entreno previsto de carrera, salgo a rodar un poco con las chicas que pasaban por mi zona y así desquitarme un poco con la sensación de “bajón” que tenía con los dolores tras esa tirada “larga” para mi.

Me encuentro genial en la bici así que me planteo seguir dándole a la zapatilla. Sábado de bici corto y Domingo de volver a darle al asfalto..

50’ le doy y con ganas además

Entre el trabajo y demás las salidas suelen ser de noche y los amaneceres son bastante simpáticos cuando intento salir de la cama..

Tengo que reconocer que la cosa va a mejor y cada vez me veo más ágil aunque los días de series de subida siempre pasa algo. O tengo más trabajo y me es imposible o ando con molestias que me impiden salir al entreno.

Un día me toca ir a grabar clases y al día siguiente retomo el entreno que no había podido cumplir, desde la mañana sentía molestia desde el tendón de Aquiles a la pata de Ganso de la pierna izquierda, y desde la primera zancada el dolor persiste, pienso que se pasará creyendo que sería sobrecarga de las grabaciones de las clases de Walking y Cycling de ayer pero no es así.

Km 6 del entreno y comienza a dolerme la cadera derecha a la altura de la Cresta Iliaca, aguanto 1km mas y digo.. fin.. con los ánimos por los suelos y recordando que la cosa iba bien, que ya me sentía feliz corriendo y que ese 10k sería “La leche” queda poco más de un mes, y me veo así, al día siguiente no puedo apenas levantarme, así que llamo al fisio y me coge ese mismo día, era viernes y necesitaba estar bien.

Hecha un Cristo estaba, la verdad que soy de ir bastante al Fisio, pero últimamente no estaba cumpliendo con ello, La cadera derecha rotada y sobrecarga, tras más de dos horas y media machacándome y colocándome parece que algo mejoro, pero el dolor de la cresta iliaca no desaparece, descanso una semana sin salir a correr me manda.

Me esperaba un fin de semana de pedales intenso. El sábado una salida organizada donde se subía Cruz Verde y el Domingo la Carrera del Pavo del circuito 7 Estrellas.

No os podéis imaginar como sufrí ese fin de semana.

Empiezo la semana agotada de un lado a otro y cuando podía sacaba tiempo para poder entrenar pero ni tan siquiera ejercicios de fuerza, intento con algo funcional pero entre el dolor y que a todo eso le unimos que debido a un problema de salud en el último mes me encuentro agotada y por lo visto con el hierro bajito, pues desisto de forzar la máquina.

Ahora es más importante encontrarme bien que cualquier entreno, ya que no era capaz de llevar ninguno como toca por falta de energía y dolor.

A la semana salgo a correr y me hago 6km con molestias pero llevaderas.

Al día siguiente el dolor volvía, llega el puente de diciembre y la verdad que pienso más en bici y disfrutar que otra cosa. Y así hago.

Pasa una semana más y vuelvo a salir 7km y más de lo mismo, vuelvo al fisio y parece que mejora pero es salir a correr y.. volvemos con el dolor.

Mientras los días pasan, la fecha 31D se acerca, y yo sin correr..

Seguimos sin hacer ejercicios de fuerza, intentando recuperarme de “todo” las ganas aparecen, el agotamiento va desapareciendo, pero la cadera sigue molestando.

Así que en las últimas semanas en el dique seco de zapatilla y con la espinita de. “y si llega el gran día y no puedo correrla”.

Pues Así llegamos al 31D

Huele a día especial, entres en la red social que entres, todo el mundo está corriendo una San Silvestre o colgando su camiseta para la Vallecana de esa tarde.

Llegan las 15:00 y me encuentro con Sandra y Marta, directas a Vallecas a dejar el coche, una vez allí coger metro para ir a Madrid a la salida, un metro, otro metro y siguiendo la oleada de corredores con esas caras de felicidad encontramos a Diana y nos vamos las cuatro a nuestro cajón..

Buen ambiente el que se respira y los nervios me invaden, es flipante lo que allí se ve. Dicen que es una de las carreras 10k más bonitas y con mayor participación, y es que es para flipar lo que montan allí..

Música gente emocionada y nerviosilla y zas… Vamosss!!!

Emepzamos a correr y una vez cruzas el arco de Salida ves como una oleada de miles de personas corriendo ocupando toda la calle se dirigen hacia arriba, estas viendo que hay una subida pero lo único que ves es lo flipante que es toda esa gente corriendo “Búa, Chaval” les digo a mis chicas, Diana me sonríe, ella es una gran runner pero esa carrera no la había hecho nunca así que era estreno para ella también.

Mires por donde mires ves caras de felicidad, y miles de historias que se palpan, parejas acompañándose, un padre y un hijo que el hijo llevaba al padre entre algodondes para que la acabase, un padre que llevaba a su joven hijo a esa carrera que parecía conocer a la perfección y el hijo estaba descubriendo.

Personas disfrazadas, personas que buscaban su mmp que iban salteando y haciendo hueco entre las personas.

Cuando me doy cuenta se me había soltado un cordón.. joder, tengo que parar les digo.. ellas me bromean con, ¿ya estás cansada?

Sandra grita, “Intermitente, intermitente, paramos a la izquierda”

detrás de una farola me protejo, ato la zapatilla y salgo corriendo..

Entre risas y “Búa, Chaval” que no dejo de decir cada vez que baja o sube el camino al ver esa imagen de miles de personas corriendo ocupando la calle vamos avanzando.

No les digo nada pero, sobre el km 2,5 me empieza a doler la cadera izquierda, empiezo a controlar mi posición, a colocarme lo mejor que puedo ya que me es raro que me duela esa.

Marta me ve tocarme y me pregunta que tal voy, le digo que bien pero que siento molestias en la cadera, ella me mira y me dice, a tu ritmo Rubí.

Sin más me entra flato, joder!!! Creo que es de los nervios y bueno que te dejas llevar y quizás haya empezado mas fuerte de lo que debería, bajamos un poco el ritmo y en un km se me pasa, ya vuelve la súper sonrisa a mi cara, ¡El cordón! ¿Otra vez? Dicen las chicas, es el otro, les digo. ¿Te vamos a tener que enseñar a atarte los cordones?

Intermitente.. intermitente… paro y lo ato rápido y salgo con ellas, me sonríen, nada del flato les digo, la cadera está ahí molestando pero ni caso, hoy no me va a parar nada de que cruce el arco de meta.

Amenizando la carrera música en directo en diferentes puntos y bailando que vamos..

¡Otra vez el cordón! Pero bueno… vuelvo a parar y mientras se meten conmigo;

a las pocas zancadas se oye a Marta; ¡Joder! ¡ahora yo! Ahora os cojo.

Diana y Sandra se van cachondeando de nosotras y bromeando con regalarnos unos cordones de triatlón para que no nos pase eso..

Las calles llenas de gente animando, niños dando la mano y sonriendo mientras gritaban ¡vamos campeonas! ¡vamos campeones!

Km5 viendo atardecer y escuchando la música en vivo que hay en algunos puntos de la carrera.

Llegamos al km7

Ya casi lo tienes Rubi.. y yo con dolor continuo que va a más sonriendo y diciéndome, hasta el km 10 Lore..

Llega el 7 y pico y empieza la gran subida de la que tanto había escuchado hablar.

Cierto es que todo lo que esa carrera emana es ilusión, reto, nuevos propósitos, una auténtica fiesta por las calles iluminadas de Madrid, realmente no se me ocurre otra forma de cerrar un año que esa, y eso es lo que se veía en cada cara, en cada sonrisa.

Sin ellas no habría llegado arriba de esa cuesta, tuve que parar y caminar unos metros para coger aire, ya empezaban a molestarme las dos caderas y esa sensación de libertad que había sentido semanas atrás cuando parecía todo rodar a la perfección menguaban en cada zancada, tanto que casi me pongo a llorar.

Me gusta correr, me gusta hacerlo y quiero hacerlo; Ya termina Rubi, dice Sandra y una vez acaba y damos el giro empezamos a sonreír todas y a por ese último kilómetro y poco que nos queda venga!!

Marta sonriendo y diciendo Campeona!

Cada vez más gente animando y gritando, ¡Ya lo tenéis campeonas!

Y así se ven las luces y se va escuchando la música..

Nos cogemos de la mano las cuatro y nos dirigimos hacía ese arco tan esperado..

Felicidad en estado puro es lo que se veía en el ambiente..

🎊Un fin de año diferente

🏃🏼‍♀️Un 10k muy especial

👭👭Unas compañeras únicas

🥇Una carrera única

Sin duda, una San Silvestre totalmente recomendable

Hoy no puedo apenas moverme sin que me duelan hasta las pestañas

He salido a celebrar el año nuevo con mi bici y amigas, a disfrutar de la vida y el sol que ha salido en Madrid, pero ¿¿Andar?? ¡Soy un robot! Solo espero que pueda mañana trabajar

Feliz Año Nuevo

Feliz 2019 🥂

Anuncios